Cuando muera, si muero, porque nunca

Cuando muera, si muero, porque nunca
muere la esencia aunque el cuerpo muera,
no calzarme las galas del domingo,
que no voy de aleluyas a la feria.

Cubridme con crespones vegetales
del pino más humilde de la sierra
y escribidme, como único epitafio,
versos de Garcilaso y de Teresa.

Quiero ser, como soy cuando aún respiro,
viajero con billete de tercera
en busca del andén comunitario
donde no existen razas ni banderas.

Y si veis desmayar los crisantemos
sobre el estiércol de mi cuerpo-tierra,
regadlos con el agua más recóndita
de la fuente más pura y más serena.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Del libro: "SINFONÍA EN CLAVE DE AMOR" (1987), Poemas y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Cuando muera, si muero, porque nunca

  1. M.Teresa dijo:

    Me encanta, una bella alegoría de la muerte
    como esencia del recuerdo.

  2. alcoiama dijo:

    Gracias M.Teresa. ( Eres Mari ¿vitat?) Un abraç

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s